Debido a la entrada del Covid-19 las empresas tuvieron que cambiar sus estrategias y organización para no perder clientes y dinero.

En el caso de Bien para Bien han tomado una serie de medidas para adaptarse a la situación y maximizar sus servicios, priorizando la seguridad del personal y clientes.

En relación con los diversos aspectos que una Fintech debería considerar durante este período de contingencia, en Bien para Bien han asegurado la continuidad de sus operaciones gracias al trabajo desde casa de sus colaboradores.

La principal enseñanza es que debemos reaccionar rápido ante la crisis y adaptarnos a las nuevas necesidades de financiación de las empresas y familias, ofreciendo nuevas soluciones.

Señalan que la tendencia hacia una digitalización bancaria se acentuará tras esta crisis, y las fintechs dispondrán ya de las herramientas tecnológicas para hacerlo posible y ganar ventaja a la banca tradicional. 

Por ello, las empresas Fintech de inclusión financiera como Bien para Bien tendrán un papel fundamental en abrir el crédito a los pequeños negocios y ser sus aliados en la fase de recuperación económica. 

La estrategia que Bien para Bien ha desarrollado para apoyar a las Pymes consiste en: 

  • Revisión de plazos de pago: Han implementado un nuevo esquema de apoyos para los clientes acreditados para reestructurar su crédito, así como una serie de prórrogas de pagos de acuerdo con sus necesidades y circunstancias personales. La compañía ha introducido criterios de flexibilidad para adaptarse a sus clientes. Esta medida tuvo tanto éxito, que, en un solo mes, el 50% de sus cartera se ha beneficiado. 
  • Nuevos productos adaptados a nuevas necesidades: Nuevos productos que por un lado ofrecían una mayor liquidez a los clientes, y por otro les permitía suscribir nuevos créditos con pagos diferidos o cuotas mensuales muy reducidas durante la fase de la pandemia. Estos nuevos tipos de préstamos responden a necesidades específicas surgidas durante el paro económico. 
  • Promotores desde casa: Lanzaronun programa de promotores asociados para que aquellas personas que hubieran perdido su empleo o necesitarán un segundo empleo pudieran ayudarlos a captar nuevos clientes desde sus casas, a través de sus plataformas tecnológicas, a cambio de unos ingresos por comisiones.
  • Asesoramiento con información contrastada: Bien para Bien se ha sumado a una plataforma, Todos con Vida, que proporciona información contrastada sobre la COVID-19, estrategias de adaptación, afectaciones jurídicas, así como iniciativas de apoyo comunitario.